jueves, 30 de julio de 2020

KYLE BUCKINGHAM LA SENSACIÓN IRONMAN SUDAFRICANA.




La pandemia mundial del Covid-19 nos ha privado de ver en acción a la gran estrella sudafricana del triatlón, Kyle Buckingham. Seguramente este año 2020 podía ser una gran temporada para este Mega-Pro que cada año va a más. No olvidemos el altísimo rendimiento que nos ha ofrecido en estas últimas temporadas, sin olvidar su victoria más importante de su carrera deportiva, Ironman Sudafrica, el pasado año 2018, donde Buckingham venció en su casa, un sueño para un triatleta que quiere competir en el Ironman de Hawaii.








Su gran objetivo para este 2020 era competir en Ironman Sudafrica, prueba en la que es un habitual en los últimos años e intentar en esta prueba su clasificación para Kona, pero los problemas del Covid-19 con el aplazamiento de la prueba y todo el circuito Ironman, rompieron por completo los esquemas de Buckingham. Desde ese momento decidió centrase en entrenar y en competir de forma virtual  VR-IRONMAN. Pruebas virtuales que le divierten mucho y le hacen mejorar su estado de formar y salir de su habitat de entrenamiento. Su esperanza es el territorio Europeo Ironman este verano, pero la cruda realidad es que semana tras semana se están suspendiendo todas las pruebas del territorio Ironman Europeo, por lo que los planes de Buckingham se van esfumando, además de la suspensión de Kona el próximo mes de febrero. Por lo que el sudafricano deberá esperar al próximo 15 de noviembre, para ver si Ironman Sudafrica se puede realizar o se vuelve a suspender la cita para 2021.




Su sueño de Kona está muy marcado, ya que el pasado año con su billete de clasificación para el Ironman de Hawaii World Championship, se esfumó. Unos problemas y un retraso en su visado hicieron que se rompiera el sueño de Kona del sudafricano. 2019 fue una temporada muy rara para Buckingham, un DNF en su prueba reina, Ironman Sudafrica, un sexto puesto en Ironamn Texas que le valió su clasificación para Kona, y un sexto puesto con cambio de planes en Ironman Italia, prueba en la que decidió competir tras no poder viajar a los EE.UU por sus problemas de visado.









Kyle Buckinghan ha sido desde una temprana edad un gran deportista, que se desenvolvía a buen nivel en la natación. Pero fue con 24 años cuando un amigo le animó a hacer triatlones. Pronto empezó a rendir a gran nivel y ganar pruebas, pero fue en 2014 cuando decidió dar el salto como triatleta profesional. Desde entonces Buckingham ha logrado grandes victorias y buenos pódium en el circuito Ironman, sin olvidar tres victorias Ironman. 




A sus 37 años, este pro de 1,80 de altura y 73 kilos, es uno de los triatletas más esperados en los grandes eventos de la franquicia Ironman. No olvidemos que es un triatleta muy completo y fuerte en las tres disciplinas. Tras dejar atrás la T2, es cuando mejor rendimiento efectúa el sudafricano, como ya hemos podido ver en estos últimos años, sobre todo en la distancia Ironman. Veremos cómo va evolucionando el año. Si Ironman Barcelona se realiza, seguramente podremos verlo en acción en esta prueba. Ojalá pronto veamos a este portento físico competir, y verlo junto con los mejores Pros del planeta y ver cómo va evolucionando su rendimiento.

lunes, 25 de mayo de 2020

ELS VISSER, LA PRO DEL PRESENTE Y FUTURO RÁPIDO..







Una vida aprovechada al 100%, desde que era niña, es la verdadera historia de Els Visser. Una Pro, que a sus 30 años ha vivido todo tipo de experiencias en todos los ámbitos de la vida. Desde muy temprana edad, sus prioridades eran los estudios y el deporte por este orden. Como buena holandesa el multi-deporte le acompañó desde una temprana edad, al igual que era una excelente estudiante. Lo que le hizo cumplir sus sueño de estudiar medicina y completar más tarde la especialidad de cirugía con la de triatleta profesional.




Pero no olvidemos cómo fue su salto al campo Pro del Ironman. Hace unos años, por motivos de trabajo, se trasladó a Indonesia, para trabajar un mes como doctora. Junto con unos amigos decidió hacer un viaje por el mar. Todo iba perfecto, hasta que el barco empezó a hundirse, estaban alejados de la costa y las condiciones no eran buenas para quedarse en el barco. Tras naufragar, Visser sabía que vendrían problemas de hipotermia y deshidratación. La mayoría de la gente prefería quedarse flotando cerca del barco. Pero Visser no se lo pensó y decidió nadar para poder buscar ayuda, estuvo nadando durante 8 horas a la deriva entre la oscuridad de la noche del océano, hasta llegar a una isla y poder pedir ayuda para salvar a todos los tripulantes que se quedaron a la deriva. 








Tras este duro golpe, Visser decidió que cumpliría todos sus sueños en la vida, y decidió empezar a competir en triatlón, deporte que compaginaría con su gran sueño de trabajar como doctora. En 2017 ya tenía su pasaporte como Pro, y fue cuarta en el Ironman de Suiza y primera en su grupo de edad. Su gran rendimiento empezó a destacar por todo el territorio Europeo y por otros continentes, alzándose con grandes resultados. Pero culminó de una manera sobresaliente en el Ironman de Maastricht 2018, donde consiguió una gran victoria, lo que le valió su pasaporte para Kona. Eso le hizo debutar en el Ironman de Hawaii 2019 el pasado mes de octubre, conociendo la dureza de esta prueba tan extrema con las mejores triatletas del planeta, donde Visser tuvo un buen debut acabando la prueba en el puesto 16º.




Ahora Visser lo tiene todo en sus manos para triunfar a lo grande, una portentosa triatleta que en muy pocos años ya es una realidad, una ganadora Ironman. Su gran sueño es ser pódium en Kona, y lo tiene todo a su alcance para seguir llegando muy lejos. La holandesa reside grandes temporadas en Australia, donde se rodea de los mejores en todos los sectores. Su grupo de entrenamientos Trisutto a las ordenes de Cameron Watt en Brisbane, Australia. Además a principios de este año 2020, Red Bull le acompaña como uno de sus grandes patrocinadores, que le permite centrase al 100% en el circuito Ironman por todo el planeta con un soporte muy fuerte para centrase en su asalto para todo tipo de pruebas.

jueves, 7 de mayo de 2020

CÓMO AFRONTO LOS PRÓXIMOS MESES...


gonzaloultraman9481


Con la alerta del confinamiento todo ha cambiado para lo que resta de temporada, toca adaptarse a las nuevas situaciones. Los primeros días del confinamiento, mi cabeza estaba en no perder la forma y en ver de qué manera poder entrenar y cumplir al máximo con mi plan de entrenamientos. Las primeras dos semanas entrené a gran nivel con buenas sensaciones de rodillo, haciendo grandes series y moviendo watioss que antes me costaba alcanzar. Pero la realidad era ir viendo qué es todo esto del Covid19. Era bastante duro en todos los sentidos, además mi primera prueba de la temporada, Ironman 70.3 Marbella quedaba aplazada, lo que me dejaba claro que era momento de cambiar el chip. Mi entrenador, desde el principio de esta epidemia, me dejó bien claro que no era el momento de seguir entrenando A Tope, por lo que me puso un entrenamiento de mantenimiento, trabajando la fuerza en el rodillo y haciendo muchos ejercicios de fuerza. Así transcurrieron mis días de confinamiento. Hasta que empezó el confinamiento, a un poco más de un mes de mi primera cita de la temporada, mi estado de forma empezaba a ser bueno. Ahora todo cambió mucho y en estos primeros días de entrenamientos que ya podemos realizar en la calle, me noto que no estoy como antes. Aunque no me preocupa, no habrá carreras seguramente este 2020, aunque IRONMAN está aplazando sus pruebas para principios de otoño. Si tengo alguna prueba, será a finales de octubre, que es cuando me han aplazado el Ironman 70.3 Marbella. Aunque para esta cita quedan prácticamente 6 meses, y en todo ese tiempo pueden pasar muchas cosas. Ahora me espera una primavera y verano muy diferente al de los últimos años, pero los disfrutaré al máximo en todo los ámbitos de la vida, y seguiré entrenando como siempre porque llena mi vida al 100% y me hace feliz. En función de cómo esté el calendario, iremos afrontando los entrenamientos de los próximos meses.



@clinicaortegacubillo @pedalmoto @incorporamarketing



lunes, 27 de abril de 2020

CONSEJOS BÁSICOS PARA PARTICIPAR EN EL IRONMAN DE TEXAS


Ironman Texas está considerado como uno de los mejores IRONMAN del mundo. Una prueba donde todos los años podemos ver a los mejores Pros del circuito Ironman, como grandes ganadores de Kona, como Daniela Ryf o Patrik Lange, los cuales saben lo que es ganar este Ironman, que tras Ironman Hawaii Wold Championship está considerado como el segundo más importante en los EE.UU. Una pena que no se puede celebrar este decimo aniversario, por COVID-19, la prueba queda anulada para 2021. Ironman Texas está considerado como uno de los Ironman más rápidos del planeta, donde sus tres sectores están perfectamente habilitados para registrar grandes tiempos, con una meta en la ciudad de The Woodlands.



JESÚS GALERA & GONZALO SÁNCHEZ ÚNICOS TRIATLETAS GRANADINOS
EN COMPETIR EN EL IRONMAN TEXAS NORTH AMERICAN CHAMPIONSHIP. 



THE WOODLANDS: es otro de los sitios estratégicos por Ironman para organizar otra prueba de máximo nivel. Woodlands es el condado de los ricos, preparen mucho dinero para poder alojarse en cualquier Hotel de esta mini ciudad de poco más de 100.000 habitantes, donde el precio de cualquier habitación de Hotel ronda la media de los 600 dólares diarios. Sin olvidarme de que la inscripción para este Ironman 5 Estrellas oscila los 700 dólares. Eso sí, en este condado no te faltará ningún detalle, tanto en lo deportivo para entrenar los días previos con todo tipo de instalaciones o para pasar unos grandes días disfrutando de todos los lujos que nos ofrece The Woodlands, pero no olviden preparar una buena cartera. Además, desde allí a la capital de Texas en coche solo son 30 minutos.



¿Cómo llegar desde Europa? Cruzar el charco en un viaje tan largo, que es recomendable viajar entre 5 ó 7 días de anticipación, sobre todo para adaptarse bien al jet lag. Además el vuelo dura unas 11 horas, hasta llegar al aeropuerto George Bush. Lo cómodo es la cercanía entre el aeropuerto y de The Woodlands, aproximadamente 20 minutos en coche. El precio de los vuelos varía un poco, según qué tipo de compañías, y cuanto más próximo al día de la prueba más se encarecen los precios de los vuelos. Sin olvidarnos la maleta extra, la bicicleta. Ese PLUS ronda entre los 300-400 Euros según con qué compañía vueles. Muy recomendable, calidad precio, volar con Air France, vuelos directos París-Texas.



GONZALO SÁNCHEZ EN PLENA MARATÓN, EN WOODLANDS.



La prueba en sí tiene una buena lógistica, al igual que una buena organización tanto los días previos al Ironman, como el gran día del evento. Los tres sectores son rápidos, la natación se celebra en el lago Woodlands, donde nadarás en tres amplios canales rodeando a ambos lados de mansiones de lujo. Los 180 kilómetros bike, el 80% de este sector se desarrolla en una autovía de seis u ocho carriles, con dos vueltas, donde es un recorrido rapidísimo, el único inconveniente es que se levante el viento. Se contrala mucho el drafting, y es muy castigado por los jueces. En EE.UU se penalizado mucho más que en Europa. La maratón es otro sector bonito y espectacular, al igual que los dos primeros sectores. Transcurre entre el centro de The Woodlands y las afueras, pasando largos y bonitos paseos acompañados de naturaleza y lagos con abundante agua que desbordan por esta mini ciudad. La meta está junto al ayuntamiento, y durante todo el sector a pie hay mucho público animando.

martes, 21 de abril de 2020

JOE SKIPPER, MI PRO 2020....







Era una de mis grandes opciones de éxito para este 2020, el británico Joe Skipper. Un triatleta perfectamente cualificado en todos los ámbitos y terrenos para tener un año triunfal. Skipper es un triatleta en una edad perfecta y madura para competir de tú a tú contra los mejores Pros del circuito Ironman. Por supuesto Skipper se ha ganado un puesto en el Ranking de los mejores Pros Ironman del planeta. No olvidemos que su rendimiento en Kona en las dos últimas ediciones ha sido altísimo, acabando séptimo en 2018 y sexto en 2019.



Es un triatleta que lleva evolucionando en los últimos años a un nivel alto, además de adaptarse a cualquier tipo de pruebas, con distintos recorridos, meteorologías y rivales, un dato muy importante en su alto rendimiento desde el principio de temporada hasta pasado Kona, donde sigue compitiendo a nivel máximo. Como pudimos ver en Ironman de Florida, donde Skipper marcó 7:46:28 rindiendo a un altísimo nivel en las tres disciplinas, marcando una maratón de 2:39:41, lo que supone que corrió la maratón Ironman a una media de 3:46 min/km. Fue una gran forma de cerrar la temporada 2019 en el mes de noviembre, sin olvidar grandes rivales que le acompañaron en el pódium como Ben Hoffman 7:48:29 y Andrew Starukowicz 7:56:32.



Disfrutando los éxitos de una gran temporada y su gran victoria en Florida, Skipper se puso rápido las pilas para preparar un año 2020 ambicioso. Su primer gran objetivo era el Ironman de Nueva Zelanda, prueba que ya conocía a la perfección y donde ya sabía lo que era estar en el pódium, siendo segundo en 2018 y 2016. Confirmada su presencia para Ironman Texas, aunque no se podrá celebrar por COVID-19. Creo que Joe Skipper era ya un triatleta preparado al 100% para lograr la victoria en esta prueba. Un Ironman rapidísimo, volador en los 180 kilómetros, en el que, llegando con fuerzas a la T2, puedes correr una maratón muy rápida en Woodlands. Una prueba donde los vencedores son SUB-8 Horas, prueba donde Skipper podría haber demostrado todo su potencial. Otra de sus grandes carreras en mente sería volver a otra prueba cancelada por COVID-19, Challenge Roth, donde Skipper también sabe lo que es rozar la victoria logrando la segunda posición en dos ocasiones.



Esta pandemia nos privará como mínimo hasta otoño de poder ver a Skipper en un gran momento de su carrera deportiva. Es cierto que lo bueno para este Super-Pro está por llegar. A sus 32 años recién cumplidos su gran talento y su espíritu ganador harán que pronto lo veamos anotarse grandes victorias. Su última gran victoria fue en Ironman Nueva Zelanda este pasado mes de marzo, donde logró una gran victoria, aunque su SLOT para Kona lo tenía logrado en Ironman Florida, sin saber todavía qué va pasar con el Ironman Hawaii World Championship 2020. Skipper rindió a gran nivel en Nueva Zelanda, marcando los mejores parciales bike y run que le permitió anotarse la prueba con un Sub-8 Horas, 7:54:18. Mientras tanto, Joe Skipper entrena en Norwich, esperando saber cuándo volverán las competiciones.

sábado, 18 de abril de 2020

FRANKFURT AM MAIN 2010 "IRONMAN"


COVID-19 dejará un Ironman histórico fuera de línea, el próximo 28 de junio no habrá Ironman Frankfurt European Championship. Una prueba mágica en el calendario Ironman, la catedral Europea del Ironman. Si rebobinamos 10 años hacia atrás, no encontramos con una edición la del 2010, una edición mágica donde hubo un altísimo nivel de Pros. Las victorias fueron para el reinado alemán, Andreas Raelert y Sandra Wallenhorst, ambos a pesar de sus grandes victorias tuvieron que labrase una dura carrera con rivales de máximo nivel.








Andreas Raelert: llegaba en un estado brutal de forma, ya sabía lo que era ganar un Ironman, venciendo en su debut 2009 en el Ironman de Arizona, y consiguiendo su primer pódium Kona-2009 donde acabó en tercera posición. Andi, demostró en el río Main ser el más fuerte antes rivales de la altura de Timo Bracht, Chris McCormack que completaron el pódium. Raelert, dinamitó la carrera en los 180 kilómetros bike, donde marcó un fuerte ataque sobre sus rivales que le permitió llegar a la T2 con una ventaja de más de 10 minutos. Lo que le permitió correr la maratón con garantías y controlando tiempos, debido a su buena renta. Al final Raelert se anotó la victoria con un tiempo de 8:05:15. Segundo Timo Bracht y cerrando el pódium Chris McCormack, estos dos ya sabían lo que era ganar esta prueba en años anteriores. El neozelandés Brown, acabó cuarto cerrando también una gran actuación y ganador de esta prueba en 2006.








Sandra Wallenhorst: venía para revalidar su título logrado el pasado año en Frankfurt. La triatleta alemana por aquel entonces a su 38 años estaba en el mejor estado de forma de su carrera deportiva. Su tercer puesto en Kona-2008 y su triunfal victoria en Ironman Frankfut 2009 le hacían ser la gran favorita para esta edición 2010. Rivales de alto nivel se lo pondrían muy complicado en esta pasada edición, entre ellas míticas triatletas como Van Vlerken o Caroline Steffen que en siguientes ediciones se anotaría este Ironman Frankfurt. Wallenhorst, tuvo una mala natación perdiendo más de 10 minutos respecto a las primeras, y más de 6 sobre sus rivales directas. 




Pero dejando atrás la T1, empezó su gran remontada, aunque en los 180 kilómetros no pudo recortar diferencias; ya que triatletas como Riesler que marcó el mejor parcial bike 4:59:49, Van Vlerken, Steffen y Wallenhort solo había 4 minutos de diferencias en los 180 kilómetros bike. Pero en el sector RUN, Wallenhort fue la mejor marcando una gran remontada haciendo una maratón de 3 horas, sacando 8 minutos a Steffen en este sector y 5 minutos a Van Vlerken. Sandra Wallenhort entró en meta victoriosa 9:04:27, segunda Caroline Steffen y tercera Yvonne Van Vlerke. La jovencísima Diana Riesler, que tenía 25 años, marcó el mejor parcial bike, se hundió a pie y acabó en un gran cuarto lugar.



sábado, 11 de abril de 2020

"FREDERIK VAN LIERDE" LA RETIRADA DE UN GRANDE...






Antes de todo lo acontecido con el Covid-19, en los planes de Frederik Van Lierde estaba su retirada a final de verano. Lo tenía todo pensado, pero la debido a esta pandemia se le están complicado los planes establecidos en su última temporada como triatleta profesional. El gran objetivo de Van Lierde, que cumplirá 41 años el próximo mes de mayo, era lograr su sexta victoria en el Ironman de Niza, donde está empatado a victorias con el español Marcel Zamora. Ya el pasado año, el Ironman de Niza no pudo disputarse con las distancias oficiales debido a las altas temperaturas, motivo por el que el belga acabó en tercera posición; y este 2020 tendremos que ver para cuándo se pospone la cita de Niza, y si Van Lierde está dispuesto a afrontar el cambio de fecha Ironman Niza, aunque seguramente ya no hará esta prueba. En sus planes también está el próximo mes de agosto el Embruenman, prueba en la que el belga estaba muy ilusionado en plasmar su nombre en el primer cajón del pódium. 




Van Lierde es el último Rey de Kona en ganar esta prueba en 2013, antes de la hegemonía alemana. Una gran victoria a la que también suma a su palmarés 9 victorias Ironman y grandes pódiums en las mejores pruebas del circuito Ironman. Un triatleta espectacular que lleva rindiendo a un grandísimo nivel en la última década. Triatleta muy metódico y contante, siempre a las ordenes del entrenador de todo su vida, Luc Van Lierde, donde juntos han labrado una carrera deportiva muy brillante, llena de grandes éxitos y muchas victorias. Tras su retirada, Van Lierde seguirá siendo entrenador, oficio que lleva ya desempeñando desde hace ya unos años. Además, junto con su trabajo de entrenador y el de pertenecer al ejército y junto con el gobierno de su país, será el encargo de formar y encontrar grandes talentos para el triatlón belga. 








Triatleta Pro de talla mundial, su gran victoria en el Ironman Hawaii World Championship lo alzó a lo más alto de la popularidad. Aunque antes de esta victoria en Kona, Van Lierde ya era un triatleta de nivel TOP, sus grandes actuaciones y victorias en el circuito Ironman le hacían ya ser uno de los grandes de este deporte. Un triatleta todoterreno, capaz de ganar Ironman tan duros como Niza o Lanzarote, como hacerte ser segundo en el Ironman Frankfurt European Championship, marcando 8 horas clavadas solo superado por Sebastian Kienle. Un autentico Turbo-Diesel, su fuerte es su regularidad y gran calidad en las tres disciplinas. Su última gran victoria Ironman, fue la pasada temporada, donde el belga a sus 40 años se anotó el mítico Ironman de Lanzarote. Sin olvidar otra de sus grandes victorias, en el Ironman Sudáfrica Championship.




Casado felizmente y padre de dos hijos, Simon y Aaron, Van Lierde tiene una vida muy satisfactoria y centrada que le permite centrarse por completo en su profesión como triatleta Profesional, junto con el apoyo del gobierno belga y el ejercito, profesión que tras su retirada de triatleta profesional, quiere ascender como Suboficial. Ser un gran triatleta, con un gran palmarés, muy cercano a las personas y su fans, le hacen ser uno de los Pros mejor patrocinados de planeta con grandes sponsor, los cuales le permiten desarrollarse muy bien tanto en su vida cotidiana como en su vida profesional. Si la pandemia del Covid-19 lo permite, Van Lierde se retirará en el triatlón que lo vio nacer como triatleta a los 16 años, Triatlón Menen de Media Distancia el próximo 13 de septiembre. 





domingo, 5 de abril de 2020

STOP IRONMAN, COVID-19.



STOP CORONAVIRUS: el mundo parado por esta pandemia, una autentica desgracia en todos los sentidos. Pero centrémonos en nuestro terreno, Ironman triatlón. Ironman Nueva Zelanda fue la primera y última prueba que se celebró este 2020, y seguramente tardará muchos meses en volver todo a la normalidad. Tanto triatletas profesiones como grupos de edad tendrán que esperar para podar reiniciar sus competiciones. Pero no todo es fácil, y los problemas tanto personales, como son los triatletas, como la gran Franquicia del triatlón IRONMAN, tendrá mucho que explicar tanto a nivel de grupos de edad como en el territorio Pro.







¿QUE HARÁ IRONMAN? Pues lo digo por adelantado, no devolverá ningún Euro de sus inscripciones. Oficialmente ya ha dado varias soluciones, un ejemplo ya confirmado. Ironman 70.3 Marbella, su fecha oficial era el próximo 26 de abril, totalmente imposible su celebración, las opciones que nos ofrecen Ironman son tres. La primera, un cambio de fecha de la prueba que será el próximo 25 de octubre. La segunda, si no deseamos la primera opción te pasan la inscripción directamente para el próximo año, que se celebrará en abril de 2021. La tercera y última opción, te barajan una serie de pruebas en fechas entre septiembre y octubre de pruebas del mismo calibre, es decir Ironman 70.3. Devolución económica NUNCA.




Ironman es un negocio, aunque sus clientes no lo puedan entender. Esta franquicia no son las hermanitas de la caridad, aunque es cierto que se podrían trabajar otro tipo de formas, el dinero manda en esta franquicia. Aunque no nos gusten su políticas, acertadas son para el rendimiento económico de esta empresa y su futuro. Su competencia, como es Challenge, apostó totalmente por lo contrario, por el triatleta y la persona en si, como siempre hace la familia Walchshoefer. Challenge Roth devolverá el dinero a sus triatletas, aunque no sea la mejor opción para el desarrollo económico de esta empresa, ellos apuestan por el valor humano; aunque también es cierto que la misma prueba ha pedido que todos aquellos triatletas que puedan permitirse la no devolución de la inscripción, no lo hagan por solidarizarse hacia la Franquicia Challenge, ya que podían entrar en una quiebra técnica. Piense, que todo el dinero ya está invertido en todo el desarrollo de lo que a la prueba se refiere.




¿QUE HARÁ IRONMAN CON TODOS SUS PRUEBAS IRONMAN DEL NORTE DE EUROPA U OTROS CONTINENTES CON SUS APLAZAMIENTOS? El problema del aplazamiento, por ejemplo de pruebas como Ironman Frankfurt, es que solo se pueden celebrar con garantías en los meses de Julio o Agosto. Ironman plantea hacer estos Ironman en septiembre o octubre, eso quiere decir que el sector de natación no se podrá celebrar por el tiempo tan frío que hace ya en esos países; por lo que se está planteando hacer duatlones o salida bike 180 kilómetros y maratón, esto traerá mucha polémica. La otra opción que te ofrece Ironman es que directamente compitas en el Ironman que estés apuntado en 2021. Pero recordad, nunca devolución económica.




¿OTRO GRAN PROBLEMA PARA LOS TRIATLETAS? Si algunas de las pruebas se pueden por algún milagro celebrar en su fecha oficial, será ver el estado de forma de los triatletas que no pueden entrenar al máximo nivel y muchos de ellos van a estar más de un mes sin nadar. Y otro problema, son las distintas medidas que están tomando en cada país sus gobiernos, pensar por ejemplo que en ESPAÑA la gente está confinada, y en otros países como Bélgica se puede hasta fecha de hoy, nadar, salir en bicicleta y correr. Las condiciones no son iguales para todos, pero todo triatleta que pueda entrenar siempre que se lo permita su gobierno está en su pleno derecho a entrenar, salvo las críticas o envidias de otras personas que en sus países no pueden hacerlo.




¿UNA FORMULA PARA QUE SE CELEBRE KONA?  Aunque todo está muy complicado para este año 2020, una solución sería atrasar Kona hasta la segunda semana de diciembre, domingo 13 de diciembre. De esta manera si en agosto se pudiesen empezar a celebrar las pruebas, empezarán a realizarse por su fecha cada prueba, añadiendo las pruebas suspendidas de abril, mayo, junio y julio a los meses de septiembre, octubre y noviembre. Siempre dejando un mes entre Ironman Hawaii y los Ironman que permitan su clasificación con SLOT, pruebas Ironman que no respeten el mes que son pocas, el SLOT pasará a Kona 2021. No olvidemos tampoco que ya hay triatletas clasificados para Kona, desde el Ironman de Wisconsin 2019 hasta el último realizado en marzo, Ironman Nueva Zelanda. Misma situación con el Ironman 70.3 World Champioship, y toda la parafernalia de pruebas Ironman 70.3 que ya se están suspendiendo y aplazando para otras fechas.




Y mientras los triatletas Pros y Grupos de Edad, cada uno afronta la situación como puede o quiere. Algunos amateur, ponen datos estratosféricos de sus rodillos-watios la mayoría ficticios, y entrenamientos indoor largos e infinitos que no sirven para nada. Y los PROS se dedican a competir en pruebas de rodillo Zwift organizadas por Ironman. Aunque los más sensatos son por ejemplo Jan Frodeno y Daniela Ryf, que hacen entrenamientos de mantenimientos sabedores de que queda mucho para que comiencen las competiciones, y con la casi suspensión este año del Ironman de Hawaii el próximo mes de octubre. Aunque lo cierto, que toda la locura que está ocurriendo en el mundo debido al Covid-19, es que no sabemos como puede afectar esta epidemia en los próximos meses. Pero la lógica hace pensar que tardarán en llegar las competiciones y la normalidad.

jueves, 12 de marzo de 2020

CAMERON BROWN, SEXTO EN IRONMAN NUEVA ZELANDA A SUS 47 AÑOS.



Super-Abuelo Brown, su carta de presentación es sobresaliente e infinita. Doce veces ganador del Ironman de Nueva Zelanda y 20 pódiums en este Ironman, segundo en Kona en dos ocasiones y tercero en Kona en otras dos, ganador del Ironman Frankfurt European Championship e innumerables victorias más y pódiums. Este pasado fin de semana, Brown volvió a rendir a un magnífico nivel tras 20 años donde en las 20 ocasiones estuvo en el pódium, el pasado año 2019 tuvo su primer DNF en este Ironman. Por lo que Brown llegaba a esta nueva cita con una motivación máxima donde de nuevo rindió a un alto nivel. Aunque no estuvo al 100%, ya que los meses anteriores estuvo lesionado y estuvo dos meses sin poder entrenar la carrera a pie.




TIEMPO EN NATACIÓN: 51:46. VALORACIÓN: 8-NOTABLE.
TIEMPO EN CICLISMO: 4:25:07. VALORACIÓN: 7-NOTABLE.
TIEMPO EN MARATÓN: 2:51:16. VALORACIÓN: 7-NOTABLE.
TIEMPO TOTAL: 8:14:36. VALORACIÓN TOTAL: 7,3-NOTABLE.



Una sexta posición no está nada mal para un Pro de 47 años, pero si hablamos de Brown, todo lo que no sea ganar o pódium le sabe a poco. Aunque si somos justos las lesiones seguramente le han dejado fuera del pódium. Joe Skipper no podía luchar contra el neozelandés hace unos años, pero lo cierto es que Skipper cada año va a más, y Brown por muy ídolo que sea, la edad no perdona. A pesar de todo creo que todavía tiene un par de años de buen nivel, como él se ha marcado como objetivo, Pro hasta los 50 años.



Supo defenderse durante toda la prueba, a pesar de no estar al máximo nivel. Los 3.800 metros de natación salió con el segundo grupo de favoritos entre los que se encontraban Skipper y Koutny entre otros. Los 180 kilómetros, los mantuvo y controló como pudo sin cebarse, marcó un parcial bike de 4:25:07 por los 4:13:03 de Skipper, el cual marcó el mejor parcial bike, por lo que Brown llegó a la T2 con 8 minutos perdidos sobre grandes rivales.  A pie, su fuerte, pudo remontar y marcar un último sector de 2:51:16. Seguramente llegando en su estado normal podría haberse metido en el pódium. Al final marcó una sexta posición con un tiempo total de 8:14:36. Seguramente lo veremos muy pronto compitiendo en territorio Asiático en otro Ironman. Y el año que viene vendrá de nuevo al Ironman de Nueva Zelanda, donde Cameron Bronw es una auténtica leyenda.






domingo, 8 de marzo de 2020

RÉCORD EN IRONMAN NUEVA ZELANDA... SKIPPER & ADAM ARRASAN.



Otra nueva edición del Ironman de Nueva Zelanda, ya suma la 32º. De nuevo nos ofreció un espectáculo máximo en la categoría Pro, y hace que cada año esta prueba sea más mítica. Pero en esta edición hubo dos nombres propios, los jóvenes triatletas Joe Skipper y Teresa Adam que además de sus grandes victorias batieron el récord de este IRONMAN. No nos olvidamos tampoco del incombustible Cameron Brown, que a sus 47 años y con 12 victorias en esta prueba y 20 pódiums rindió a gran nivel, ocupando la sexta plaza, y eso que venía hace unos meses de un parón por lesión.






JOE SKIPPER: es un triatleta que en unos meses ha metido una explosión total, recordemos que el pasado año cerró una temporada de lujo, siendo sexto en Kona y anotándose la victoria en el Ironman Florida, marcando un registro total de 7:46:88. A Nueva Zelanda llegaba sin tanta presión, ya que su SLOT para Kona lo logró en Florida. Pero este Ironman era uno de sus grandes sueños, siempre triatletas como Brown o Bozzone se lo habían puesto muy complicado.  A pesar de su juventud, aquí había logrando varias veces el segundo cajón del pódium. Ahora con los deberes bien hechos de principio de temporada sus máximos objetivos serán Challenge Roth y Ironman Hawaii el próximo mes de octubre, prueba que en los dos últimos años está rindiendo a gran nivel y en la que llegará en buen estado tanto física como mentalmente, y lo más importante, con mucho confianza.



Skipper marcó 7:54:38 que le valió para anotarse una gran victoria, aunque la prueba la remató en la maratón con el mejor parcial RUN 2:43:07. La gran y nueva estrella suiza del Ironman, Philipp Koutny, fue el único en aguantar los 180 kilómetros junto con Skipper hasta la T2, pero el suizo se derrumbó a pie, lo que le hizo quedarse cuarto si pódium. Otros dos grandes favoritos, los neozelandeses Currie y Phillips, pagaron mucho desgaste en los 180 kilómetros y perdieron unos minutos importantes en la T2, su rendimiento a pie fue bueno pero no suficiente para poder estar en lo más alto del pódium, siendo Phillips segundo y Currie tercero. Joe Skipper además de su récord, fue el único en ser SUB-8 Horas y marcar los mejores parciales BIKE 4:13:03 y RUN: 2:43:07. 






TERESA DAM: brutal triatleta que en un par de años está muy bien adaptada a la distancia Ironman, nada más que ver su espectacular victoria en el Ironman Cairn 2019 y Ironman Western el pasado mes de diciembre, donde paró el crono en 8:38:42. Con su SLOT para Kona logrado, la neozelandesa se presentaba en este Ironman de su tierra para intentar por fin lograr la victoria, ya que los dos últimos años había sido segunda. Y sí logró una gran victoria con récord de la prueba 8:40:29, dejando claro su gran superioridad sobre todas sus rivales. Una triatleta joven, muy fuerte en las tres disciplinas y con mucho margen de mejora. Se le espera con ganas en territorio Europeo y en Kona donde renunció los dos últimos años para llegar con mucha mejor preparación.



La neozelandesa lideró la prueba de principio a fin, tocando tierra en solitario en la T1 en 50:26, sacando 2 minutos a sus rivales directas. Llegando a la T2 con un parcial brutal 4:36:12. Adam sacaba 18 minutos a Kessler en la T2, su máxima rival. De esta forma corrió sin sumar riesgos ya que la victoria estaba en sus manos. Meredith Kessler fue segunda, triatleta que ha ganado en cinco ocasiones esta prueba pero que desde el 2016 no sabe lo que es volver a lo más alto del cajón del pódium. Y el sorpresón del día lo dio la española Judith Corachan, que cerró el pódium de esta prueba y como las dos primeras ya tenían SLOT pasaba a la española, que realizó una prueba muy completa de principio a fin, rematándola con una gran actuación a pie 3:04:44, el mejor parcial RUN del día que le valió para alzarse con una gran remontada y cerrar pódium del Ironman Nueva Zelanda.

martes, 3 de marzo de 2020

JOSH AMBERGER, PRO TOTAL!!!


Uno de los Pros más espectaculares de la Franquicia Ironman. Australiano, que el próximo mes de abril cumplirá los 31 años, es sin duda uno de los triatletas con más presente y futuro en cuanto grandes resultados nos va ofrecer, como ya ha demostrado en estas últimas temporadas, rindiendo a un nivel altísimo tanto en Ironman 70.3 como en Ironman. Un triatleta casi perfecto, que poco a poco va evolucionando en sus leves carencias, como son la carrera a pie, donde en este último sector se le han escapado grandes victorias y pódiums. Su fuerte, su espectacular natación y su brutal sector de bicicleta, que le hacen bajarse con los mejores pros del Planeta en la T2, como pudimos ver hace unos años junto con Frodeno en la T2 del Ironman de Frankfurt.







Triatleta bien asesorado, aunque es muy autodidacta a su vez, posee un potencial altísimo que le hace ser uno de los mejores Pros de planeta. Un triatleta que estudia todo a la perfección, y sabe competir siempre con mucha cabeza, sobre todo en la distancia Ironman, donde ya ha logrado grandes victorias a pesar de su juventud, como la gran victoria hace unos años en el Ironman Cairns Asis-Pacific Championship donde además logró el récord de esta prueba 8:02:17. Desde ese momento se ganó el respeto y conocimiento de todos sus rivales. Sin olvidarnos de sus más de 10 victorias en Ironman 70.3. Toda esta apasionante vida de competiciones y entrenamientos hace que sea un gran atractivo para todas sus marcas publicitarias, donde todo este trabajo le hacen viajar por todo el mundo. Un baluarte muy importante de su vida es su pareja, la también Pro Triatleta Ashleigh Gentle, que esta muy centrada en el triatlón Olímpico.



Su temporada 2020 la abrió hace unos días a lo grande, venciendo en el Ironman 70.3 Geelong marcando un tiempo de 3:44:14, ofreciendo un gran nivel en las tres disciplinas. Amberger demostró en Geelong que está por el buen camino y en un gran estado de forma. No olvidemos también que hace unos días anunció que estará el próximo mes de Julio en la Challenge de Roth, donde el cartel de Mega-Pros en muy grande. Nombres como Frodeno, Kienle, O'Donnel serán algunos de sus grandes rivales, donde el australiano intentará estar en el pódium. Pero Josh Amberger donde tiene su máximo objetivo es el Ironman de Hawaii, prueba que ya conoce bien, pero donde todavía no ha ofrecido su máximo rendimiento por distintos motivos. Necesita una gran mejora RUN para estar con los mejores y optar por un buen puesto en Kona. Todavía sin confirmar en qué Ironman competirá para intentar primero logar su SLOT para Kona. Mientras disfrutemos de este Mega-Pros tan espectacular en todas sus facetas. 





jueves, 6 de febrero de 2020

ALEMANIA, EL PAÍS DE LOS MEGA-PROS, DONDE TODOS TIENEN UN MÁXIMO OBJETIVO: IRONMAN HAWAII WORLD CHAMPIONSHIP.



A falta de 8 meses para Kona, los Pros alemanes solo tienen un gran objetivo en su cabeza: el Ironman de Hawaii World Championship. Mientras tanto otros triatletas empiezan a volverse locos mezclado todo tipo de competiciones sin ningún sentido, algunos de ellos harán Juegos Olímpicos y luego en pocos meses Kona. Los alemanes tienen claro que su máximo objetivo es el próximo mes de octubre. Alemania, el país de los Mega-Pros, donde con todo tipo de Pros muy diferentes, distintos niveles, distintas edades y métodos de entrenamientos, todos saben cómo llegar a esta cita donde desde el 2014 hasta 2019 el primer cajón del pódium es alemán.













JAN FRODENO: muy centrado en hacer una gran pretemporada, muy superior a todos sus rivales, haciendo su carrera a su nivel obtendrá otro título en Hawaii. Veremos en qué Ironman decide competir este 2020 para conseguir su clasificación. Con solo terminar la prueba estará en Kona.



SEBASTIAN KIENLE: concentrado en Fuerteventura, haciendo grandes entrenamientos y dando un pasito más grande cada año. Su gran cruz, haber coincidido con el mejor triatleta de la historia de larga distancia, su compatriota Jan Frodeno, que le hace a Kienle tener que conformarse mucha veces con el segundo cajón del pódium. No olvidemos que sabe lo que es ganar en Hawaii, y de nuevo irá a por todas.



PATRICK LANGE: el Pro Erdinger está en un momento muy complicado de su carrera deportiva. Volver a ganar el Ironman de Hawaii será muy complicado teniendo a sus compatriotas Frodeno y Kienle al 100% en Kona. Pero mucho respeto, que Lange ya sabe lo que es ganar esta prueba en dos ocasiones. Tras la T2, su potencial es de sobresaliente alto.



ANDREAS RAELERT: luchará por conseguir su SLOT en estos meses, se plantará en Kona con 44 años. Tres veces segundo y dos tercero, es su increíble palmarés en la isla mágica de Hawaii. Triatleta perfecto, en su contra su edad y no poder rendir al máximo nivel por distintos motivos en las últimas temporadas.



NILS FROMMHOLD: triatleta poderoso y espectacular que ha ganado en los mejores Ironman del planeta y que su mejor puesto en Kona fue cuarto en 2014. Es en esta prueba donde Nils es consciente de que puede y debe ofrecer un mejor rendimiento. Por eso, competirá pronto en Ironman Sudáfrica donde quiere tener su Slot pronto en su poder para poder centrase al 100% en el Ironman de Hawaii.













MICHAEL RAELERT: ahora o nunca, un doble Campeón del Mundo Ironman 70.3 no puede esperar más en dar su gran salto en Kona. Solo una participación en 2012, donde Micha no estuvo a la altura. Un triatleta de potencial máximo que todavía no ha demostrado su gran potencial en la distancia Ironman. 2020 debe ser su año si las lesiones y la mala suerte dejan de acompañarle.



MAURICE CLAVEL: una de las grandes y jóvenes bazas alemanas del Ironman. Clavel se clasificó el pasado año en Ironman Sudáfrica, rindiendo a un nivel altísimo. En 2019 decidió independizarse del BMC-Vifit, ir totalmente en solitario y con sus propios sponsors. En Kona  se dejó ver, sobre todo hasta el kilómetro 150 de la bici, seguramente se desfondó y le faltó experiencia que le hizo hundirse totalmente, y arrastrase en la maratón. Pero de todos estos errores seguro que aprendió para este 2020.



ANDREAS DREITZ: joven y talentoso y perfectamente adaptado a la distancia Ironman. En su debut Ironman en 2017 se anotó el Ironman Emilia-Romagna. Además ya conoce bien el Ironman de Hawaii, donde ha competido en dos ocasiones, un triatleta todavía con mucha progresión, que lo tiene todo para estar luchando con los mejores en Kona.



BORIS STEIN: una séptima plaza es la mejor posición de Stein en Kona. Este portentoso triatleta tiene mucho potencial para estar en el pódium de esta prueba. Está en la madurez de su carrera deportiva, y seguramente necesite también algo de suerte en Kona. Este año 2020, ha apostado a lo grande, y luchará en el Ironman Frankfurt European Championship por la victoria y el Slot para Kona.



FRANZ LOSCHKE: triatleta espectacular en las tres disciplinas, a las ordenes de Philipp Seipp va cada año evolucionando. El pasado año fue su explosión total, logrando la tercera posición en el Ironman Frankfurt European Championship, solo superado por Frodeno y Kienle. DNF en su debut Kona, le hará llegar cargando de mucha motivación para este Ironman Hawaii 2020.

domingo, 2 de febrero de 2020

RECUPERANDO...







Más información: gonzaloultraman9481

No competición, parón por obligación. 15 días parado por un virus que me impidió entrenar. Ahora toca recuperar y solo pensar en coger pronto ritmo de entrenamiento, y sentirme de nuevo con buenas sensaciones. Llevo varios días ya entrenando, y me voy encontrando mejor cada día aunque soy consciente de que tardaré un poco en ponerme A Tope. No quiero pensar en competir todavía hasta que no esté al 100%, quiero hacer las cosas bien y no entrar en prisas. No quiero presionarme por no estar bien y no llegar en buenas condiciones a los primeros triatlones de la temporada. Aunque estoy deseando ya competir. Estos días estoy muy contento de volver a los entrenamientos y disfrutar haciendo lo que más me gustas; sobre todo al estar enfermo y ver todo tan lejos y negativo. 


📷@javiergaleragomez
@clinicaortegacubillo @pedalmoto @incorporamarketing







miércoles, 22 de enero de 2020

TRIBUTO-HELLE FREDERIKSEN







Una de las triatletas más espectaculares del circuito Ironman, la danesa Helle Frederiksen no estará en la línea de salida del campo Pro este 2020, ya que el pasado verano anunciaba su retirada como triatleta profesional. Todo marchaba por el buen camino para la triatleta danesa, su gran objetivo era lograr su clasificación para Kona en su casa, Ironman Copenhagen. Pero a falta de pocos días para la prueba sufrió una lesión; con este percance Frederiksen anunciaba su retirada como triatleta profesional. Seguramente si se clasificaba para Kona, era ya un pensamiento que tenía en mente. La única realidad es que hemos perdido una de las Pros más espectaculares, con más clase y elegancia que tenemos en el campo Pro femenino del circuito Ironman. Una triatleta con mucho que demostrar y por conseguir en la distancia Ironman, no olvidemos que pasando de una forma ordenada por todo los ciclos se había situado ya a gran nivel en la Larga Distancia, donde en 2018 se proclamó Campeona del Mundo ITU de Larga Distancia.




Uno de los grandes sueños para los seguidores de nuestro deporte, era ver el debut Ironman de Frederiksen en la distancia Ironman. Nunca olvidaremos ese espectacular debut en Ironman Arizona, donde la danesa paró el crono en 8:53:35 rindiendo a gran nivel en las tres disciplinas y demostrando que podía ser una triatleta muy competitiva para optar al pódium de Kona, y luchar por victorias en los mejores Ironman del mundo. Antes del dar el salto a la distancia Ironman, la danesa era una triatleta muy cuestionada de cómo podría rendir en la distancia Ironman. Es cierto que estas últimas temporadas las lesiones le dejaron muy mermada, por lo que no pudo rendir al 100% en la distancia Ironman, llegando a Kona 2018 lesionada y no pudiendo ni clasificarse para Kona 2019, lo que seguramente terminó por mermar a Frederiksen y tomar la decisión de su retirada.








No olvidemos que esta maravillosa triatleta cursó una formación exquisita hasta llegar a la distancia Ironman, logrando grandes resultados en los triatlones ITU, y que fue Olímpica en Londres 2012. Pero fue en 2013 cuando decidió dar el salto a la media distancia, siendo una de las mejores Pros del mundo en la disciplina de Ironman 70.3. Tiene más de diez victorias en esta disciplinas, sin olvidar que todavía ostenta el récord de la media distancia logrado en la Challenge de Bahrain 3:55:50, tiempo que en la actualidad ninguna Pro-Woman ha conseguido bajar.   








Ahora toca una nueva vida para Helle Frederiksen, junto con su marido Ben Powell el cual era la mano derecha de Helle cuando competía y en la actualidad en su etapa de entrenadora. La danesa se formó en la Universidad de Copenhagen, se graduó en Ciencias de la Educación Física y Nutrición deportiva. Y tras su retirada, anunció que será entrenadora para triatletas tanto Amateur como Pros, trabajo que ya lleva realizado durante estos últimos meses. Helle, comparte siempre en las redes sociales muy generosamente mucha información tanto en su etapa de triatleta como ahora de entrenadora. Ha sido una de las Pros con mayor motivación y adicta al 100% en cuidar todo los detalles como triatleta Pro las 24 horas del día, cuidando al mínimo detalle sus entrenamientos, recuperaciones, estiramientos, masajes, nutrición, material entre otras muchas cosas. Además Frederiksen siempre se ha rodeado de los mejores entrenadores del mundo como Joel Filliol, y su grupo de entrenamiento. Todo le hace tener una gran formación para trasladarlo a su nuevo trabajo.